RAFAEL SILVA: » UNA INSTITUCIÓN TAN GRANDE COMO ÉSTA IMPLICA UNA GRAN RESPONSABILIDAD Y ORGANIZACIÓN»

Información General

En diálogo con Instinto Amateur, Silva hizo una reseña del trabajo y los desafíos que tiene por delante al frente de la institución.

«Son 91 clubes que conforman la URBA, diria que no hay en el mundo una unión tan grande como esta y eso implica una gran responsabilidad y organización para hacer que semana tras semana se jueguen una cantidad impresionante de partidos con planteles superiores, inferiores e infantiles».

«En la instiución hay consejo directivo, que presido, y muchas comisiones. Hay una comisión de competencias que arma todos los fixtures y reglamentos para todas las divisiones. Es una tarea que conlleva mucho trabajo porque es un deporte que es muy dinámico y tiene muchos cambios de reglamentos. Año a año la International Rugby Board (IRB) les pide a los Uniones de todo el mundo que experimenten con nuevos reglamentos para mejorar el juego. Generalmente cada dos años se dan pequeñas modificaciones».

«En esta temporada no vamos a hacer cambios en el reglamento pero estamos charlando sobre cambios en la estructura en el campeonato y ver si hay modificaciones para el 2024. Estamos discutiendo la duración de los torneos, hay que ir viendo la realidad de los clubes para que sea competitivo».

«Hay clubes que quieren un torneo más corto con 12 equipos y otros lo quieren llevar a 14 y hacerlo más largo. Consideran que esta última posición le da más vida a los clubes porque se mantienen en competencia un par de meses más con el correspondiente beneficio económico. Hay una ecuación que hay que terminar de resolver y ver qué es lo que conviene».

«En cuanto a las ventanas que dejamos entre semanas es una disposición de la Comisión de Seguridad para cuidar a los jugadores porque muchos entrenan como profesionales y necesitan un descanso y eso hace que a lo largo del año puedan mantenerse en competencia».

Lo positivo y negativo pos pandemia en la práctica del deporte de la ovalada.

«Todavía sufrimos las consecuencias de la pandemia, tenemos mucha merma de jugadores en la rama masculina, alrededor de 2000 menos. Ayer comenzamos la campaña por las redes para que las familias se acerquen a los clubes y lleven a los chicos y chicas a jugar al rugby. Es una de las cosas que nos hemos propuesto que es recuperar la cantidad de jugadoras/es que había en el 2019».

«En contraposición en el 2022 creció la cantidad de rugbiers en la rama femenina y no tengo dudas que este año va a seguir sucediendo. Estamos intentando jugar torneos de 15 o de 12. Igual va a llevar un tiempo jugar un torneo de 15 como el masculino. De todos modos hay clubes que de la modalidad seven pasaron a 10, de a poco se va creciendo. De hecho la semana pasada mi club Los Tilos largó la invitación para que las chicas se acerquen y participen y es un paso institucional grande que lo están dando muchos clubes».

La 10° edición de la Copa Mundial de Rugby 2023 se disputará en Francia entre el 8 de septiembre y el 28 de octubre.

«Vamos a dejar algunas ventanas libres para que la gente pueda ver el mundial, o aquellos que tengan la suerte de viajar no se pierdan las acciones de los «Pumas». Han cambiado los tiempos y lo que hasta hace poco era impensado, ahora se puede ver todo tipo de rugby a lo largo y ancho del planeta por la plataforma Star+. Eso facilita el acceso al deporte y una difusión muy grande».

La relación entre la UAR y la URBA

«Tenemos la mejor. Daniel Travaglini (presidente UAR) es un hombre del CASI o sea que salió de nuestra Unión y de hecho nos obliga a mantener una buena relación. Hace un tiempo que se viene trabajando conjuntamente. Hay un programa que se llama «Conecta Rugby» que se arma con la Unión Argentina y las uniones de las provincias. Hemos tenido reuniones y se trata de unificar toda la práctica del rugby en el país y la idea es que tengan un entrenamiento parejo».

«Mariángeles Mansilla, Presidenta de la Subcomisión de Rugby Femenino de nuestra Unión está citada para el 31 de marzo a una reunión a una reunión con la UAR y las referentes de cada provincia para unificar criterios de acá en adelante».

Rafael se crió de la mano de un «Puma». Su padre Héctor «Pochola» Silva fue jugador de rugby (octavo), formó parte de la selección entre 1965 y 1980 y como entrenador de 1985 a 1987.

«Siempre fui «hijo de…» pero sinceramente no me pesó porque recién me terminé de dar cuenta quién era papá luego de su muerte. De todas manera le «gané» en esto de ser presidente de la URBA, pero eso es mínimo a la par de las cosas que logró mi padre».

(RP)

Si querés seguir informado podés seguirnos en las cuentas en nuestras redes sociales en Facebook y Twitter o suscribirte en Google News.